Buscar:
Edición:
Empresario
29-May-2017
Innova y Rompe Esquemas
Jordi Díaz, Profesor de EADA Business School, explicó los modelos de negocios de Low end y New end disruptive innovation.
Imagen del artículo


Jordi Díaz, Profesor de EADA Business School

El Profesor Jordi Díaz, Director de Programas y Relaciones Internacionales de EADA, indicó que la innovación puede ser el motor de cambio, la palanca, para llevar una idea a la práctica.

Agregó que en el nivel de innovación tenemos dos alternativas: (a) La innovación sostenida, que es la innovación orgánica, es decir, hacer mejor lo que ya venimos haciendo y  por otro lado tenemos, las grandes oportunidades para los emprendedores, (b) los start-up, y nuevas iniciativas, es aquí donde nace este nuevo fenómeno de la innovación disruptiva.

¿Qué tipo de innovación disruptiva tenemos?

Explicó que según las teorías de Clayton Christensen de Harvard Business School, existen dos tipos de innovación: Low end y New end disruptive innovation:

  1. Low end, aquí señaló se trata de llevar a la práctica ideas que necesita el consumidor. “Vivimos en un mundo en el cual las empresas y los productos, superan las necesidades de los clientes, y eso es un paradigma, porque al superar sus necesidades las empresas deben superar el precio”.

    Resaltó como ejemplo el éxito de modelo de negocio de la empresa aérea Ryanair, superando a sus competidores, Luftansa, KLM, Iberia. “Tuvo es una idea totalmente innovadora y rompedora, que se enfocaba en esa necesidad básica, que era transportar a las personas de un lugar a otro, y ¿cómo? de la manera más económica posible. Incluso Ryanair, llegó a proponer retirar los asientos de los aviones, o tener que pagar por ir al baño, la ley no se lo permitió”.

  2. New end disruptive innovation, señaló que este modelo de negocio trata de llegar aquel que no es consumidor. Destacó el caso de Golden Group, en la India, que es una empresa centenaria, especializada en productos electrodomésticos, y que a pesar de tener la cuota del 90% del mercado, decidieron ir por más creando un pequeño frigorífico a bajo costo y que prácticamente funcionaba sin energía eléctrica.

    “Esos modelos lo que han hecho es tener muy claro ¿cuál? era la necesidad del ciudadano, no necesariamente del cliente, en ocasiones hasta del no cliente, saber qué necesidades tiene, y eso no se consigue enviado un cuestionario, sino hay que vivir con esas personas, entender sus circunstancias, y después hacer una propuesta que sea imparable”.

Vea el video en Lecciones para Emprender. Hacer clic

CENTRUM Católica no se hace responsable de las opiniones expresadas en las entrevistas y artículos publicados.

Developed by VIS